martes, 28 de octubre de 2008

Erase una vez...

...



...

...un colorín colorado.
(foto robada.Si me la pides, te la devuelvo)

3 comentarios:

Mariposa. dijo...

Erase una vez una tienda con aroma...
Siguiendo el olor, encontre un niño que aprendia caligrafia sentado en un esquinita.
Entrenaba para nombrar,(en el lenguaje de los jefes que no saben leer letras con personalidad), los botes que venian de todos los rincones del mundo.
En su esquinita, escribiaa, soñaba,memorizaba ingredientes y sonreia a todo el que entraba...bueno, a todos no lo se ,pero cuando yo lo mire me sonrio.
Llegue a casa con aroma a canela, vainilla, gengibre, cacao, caramelo...y con aroma a sonrisa en la cara.
Esa semana tome tanto te que mi caligrafia sabia a rooibos, mi pensamiento a niño, y mis desayunos a mariposa pasada por agua hirviendo, con humito y sabor a ti..digo a te....(Continuara)

Felipez dijo...

Lo imberbe, sin pelo, dos peces breves.

...y alguien dijo...

...y tanto té tomé que volví a comprar más, y me llevé a casa, otra vez, sonrisas en bolsitas.

...para un par de meses más al menos...


Pero antes, un día cualquiera, un día soleado,un día inesperado,un buen día, me encontré una exposicón intinerante en un cubo de basura...y una persona que hacia fotos desde arriba del contenedor, y un poeta que regalaba palabras, y un fotógrafo que regalaba imágenes , y un niño que regalaba sonrisas...

-Pero, eres tú? Tu vienes a mi tienda..

-tú?...tu eres quien estudia caligrafía no?
Y...como pueden caber tantas personas en una...y... todas encima de un contenedor??

Y así fue como una mañana ,después de compartir un jugoso desayuno, ya no hizo falta compar más té, porque tú té vino a casa...